Sergio Espinar tenía claro que se quería dedicar a la rama sanitaria para ayudar a los demás. Se licenció en Farmacia, pero vio que su verdadera pasión era la nutrición deportiva. Creó el blog “Sentirse Good” (ya no está disponible), en el que exponía los mitos que ahora intenta eliminar. Cuando empezó a hacerse conocido en las redes sociales, le colgaron la etiqueta de “intruso” y decidió que era el momento de sacarse el grado en Nutrición Humana y Dietética.

En la actualidad, tiene varios servicios de asesoría en nutrición y deporte a través de su web, formula suplementos y divulga sus conocimientos en las redes sociales  y conferencias. De hecho, el próximo 30 de noviembre, lo tendremos en el Como Talks del Cómo Como Festival para hablar de los “Beneficios del entrenamiento de fuerza y nutrición en la mujer”.

Compra la entrada para el COMO TALKS de Sergio
¿Únicamente comiendo bien se consigue salud? ¿Y la actividad física qué importancia tiene?

La alimentación tiene un papel fundamental cuando hablamos de salud, no obstante, de nada sirve utilizar la gasolina más pura si nuestro motor nunca se ha encendido. Un tejido muscular inactivo o atrofiado es solo el principio de una cascada de problemas que darán una peor salud. Por ello, no nos basta con mirar lo que comemos, también tenemos que mirar lo que nos movemos y lo que descansamos. Solo de esta forma podremos cumplir ese deseo que tenemos la mayoría: estar sanos.

En un tuit decías: “Más de 7.000 jóvenes menores de 25 años ya tienen diabetes tipo II. En algunos casos, incluso con tan solo 5 años. Hemos llegado a un punto en el que comer sano ya no es suficiente. Hay que cambiar la sociedad tal y como la conocemos”. ¿Por qué crees que estamos así?

Cada vez es más común leer noticias de niños con diabetes tipo II, pero, siendo realistas y viendo el panorama actual, ¿hay alguien a quien le pille por sorpresa? Vivimos en el momento de nuestra historia en el que nunca ha sido tan fácil conseguir calorías invirtiendo el mínimo tiempo en movernos y, aun así, nuestros niveles de estrés están por las nubes. Si sumamos todos estos factores en una coctelera –junto a otros de menor magnitud– solo pueden salir enfermedades y poblaciones polimedicadas.

Aunque afortunadamente cada vez somos más conscientes de qué alimentos son negativos para la salud, seguimos consumiéndolos. ¿Basta entonces con decir a la población qué productos tenemos que evitar? Seguramente la persona que se pega un atracón de 4.000 calorías y luego se arrepiente podrá responder esa pregunta.

¿Y qué medidas tomarías para cambiar la sociedad?

Cuando digo que tenemos que cambiar la sociedad tal y como la conocemos es cambiar todos nuestros hábitos, y no solo enfocarnos en comer mejor o en moverse más; es inculcar desde edades tempranas un estilo de vida saludable, que no vean el ejercicio o el comer vegetales como una tarea para un bien mayor, sino en algo intrínseco.

destacat#5dd551070f9f1
¿El porcentaje tan elevado de obesidad y sobrepeso en nuestra sociedad viene causado por la genética?

No. Aunque es cierto que ahora vemos que lo que hacen los progenitores afecta a nivel metabólico y fisiológico a las generaciones siguientes, es el estilo de vida el que al final empuja la balanza a uno u otro lado. ¿Que pueden darse enfermedades como cáncer en personas sanas? Por supuesto, pero el porcentaje es mínimo si lo comparamos con las personas con obesidad. Por ello, debemos aprender cuál es la mejor jugada con las cartas que nos dan.

Compra la entrada para el COMO TALKS de Sergio
Eres experto en nutrición deportiva en la mujer. ¿Cuáles son los principales mitos que te has encontrado en el sector femenino a la hora de perder grasa?

Seguramente el de no realizar pesas o dietas muy bajas en proteínas. Cuando ves el patrón de estilo de vida de muchas de las mujeres que buscan perder grasa, puedes ver que la mayoría se centran en comer sano y descuidan el ejercicio físico o que las que entrenan se centran puramente en entrenamientos cardiovascular. En ambos casos, la mujer conseguirá perder peso, pero no obtendrá los resultados que busca, ya que no solo perderá grasa, sino también masa muscular. Si a esto le sumamos el otro factor de dietas de 1.000-1.200 calorías con un aporte bajo en proteína, tendrás el escenario perfecto para obtener malos resultados.

Muchas chicas tienen miedo a las pesas. ¿Deberían introducirlas en su rutina?

Si hablamos de salud o de composición corporal, el entrenamiento con pesas debe estar presente en todas las personas, independientemente del sexo, raza o edad. Crear masa muscular es un proceso muy costoso energéticamente hablando, por ello, aunque dediquen el mayor de sus esfuerzos a levantar peso, no conseguirán ganancias significativas si hay un déficit calórico. Cuando entienden eso y lo interiorizan, los resultados llegan.

¿Qué dieta recomiendas: alta en carbohidratos o alta en grasas o baja en carbohidratos o baja en grasas?

Tanto las dietas altas en carbohidratos/bajas en grasa como las altas en grasa/bajas en carbohidratos funcionan. El problema son las dietas altas en carbohidratos/altas en grasa. De todas formas, si cuidamos el aporte de proteína y elegimos alimentos de calidad, ambas son totalmente compatibles con una buena salud y un buen porcentaje de grasa.

¿Una dieta alta en proteína es tan mala como dicen los medios?

Si quisiéramos acabar el debate de una forma rápida y sencilla, la respuesta sería un no. Sin embargo, la realidad es que depende de la persona, ya que no es lo mismo una persona con un solo riñón y sedentaria que una persona deportista con un porcentaje bajo de grasa.

A pesar de esta distinción, también hay que ver qué se considera una dieta alta en proteína, ya que en muchos casos nos encontramos que, para algunos “expertos”, una dieta hiperproteica es toda la que pasa del famoso 0,8 g de proteína por kg de peso corporal establecido por la Organización Mundial de la Salud. No obstante, en la actualidad, hay numerosas publicaciones que aseguran que ingestas de entre 1,5-2 g de proteína/kg peso corporal no solo no son peligrosas, sino que incluso, en muchos casos, pueden aportar efectos beneficiosos para la salud.

“Mensajes radicales son los que más se propagan, porque son los que dividen a la población”

¿Tendencias como la comida real pueden generar trastornos de la conducta alimentaria o radicalizar a las personas?

Si miramos cualquier movimiento con una gran masa de seguidores (comida real, paleo, keto o ayuno intermitente, solo por poner unos ejemplos) veremos que siempre hay un grupo minoritario que deteriora el mensaje y llega a un simplismo que no tiene nada que ver con el mensaje inicial. Desgraciadamente, si algo he aprendido con el paso de los años, es que los mensajes radicales son los que más se propagan, porque son los que dividen a la población.

Ponme un ejemplo.

Si yo ahora dijese que la obesidad es un problema multifactorial y que comer sano no es suficiente, no llegaría a nadie porque es un mensaje plano; no obstante, si por el contrario digo que el causante de que tengas sobrepeso es la industria alimentaria, consigo llamar tu atención porque he conseguido simplificar el problema a un único factor y, encima, es un factor ajeno a ti. Sin embargo, la realidad te golpea en la cara y nos enseña que, aunque te memorices la lista de alimentos saludables como si fuese la tabla de multiplicar del uno, cada persona tiene sus problemas y una situación determinada que le lleva a tomar malas decisiones.

A pesar de ello, creo que ningún sanitario podría criticar un movimiento cuya premisa se basa en comer lo más sano posible siempre que se pueda.

¿Crees que las mujeres que están expuestas a físicos idealizados en redes sociales como Instagram modifican sus hábitos, lo que tiene un impacto en su alimentación y ejercicio?

Por supuesto. De hecho, es algo que ya se ha empezado a ver en algunos estudios. Las redes sociales que se basan puramente en imagen –como Instagram– han distorsionado nuestra percepción de la realidad, y nos parece normal ver a chicos de 95 kg con un 7% de grasa y chicas con cinturas finas y piernas sin celulitis ni estrías. Como es obvio, si cada día dedicas un par de horas o tres a ver físicos que solo un 5% de la población puede conseguir, empiezas a creer que ese es el estándar de físico, lo que te acompleja, hace que tengas una peor valoración de tu físico e incluso te lleva a practicar hábitos más agresivos para llegar tener un cuerpo así. En resumen, las redes sociales han hecho que la imagen gane más peso del que realmente debería tener.

Estarás en el Como Talks con la charla “Beneficios del entrenamiento de fuerza y nutrición en la mujer”. ¿De qué hablarás?

En esta ponencia hablaremos de cómo el entrenamiento de pesas puede mejorar problemas comunes en la mujer como el síndrome premenstrual, el estrés o el sobrepeso. Además, veremos de primera mano cuales son las mejores opciones dietéticas para potenciar todos estos beneficios. Durante la charla, se darán herramientas para trasladarlas al día a día y mejorar, así, la salud de forma drástica.

Compra la entrada para el COMO TALKS de Sergio

Sergio Espinar, en el Cómo Como Festival 2019

El próximo 30 de noviembre, Sergio Espinar participará como ponente en el Como Talks, el espacio dedicado a charlas y talleres del Cómo Como Festival, que tendrá lugar en el Campus UPF Ciutadella de Barcelona.

El nutricionista dará la charla “Los beneficios del entrenamiento de fuerza y nutrición en la mujer” a las 15 h.

En esta ponencia veremos como el entreno de pesas puede mejorar problemas comunes en la mujer como el síndrome premenstrual, el estrés o el exceso de peso. Además, veremos de primera mano cuales son las mejores opciones dietéticas para potenciar todos estos beneficios. A lo largo de la charla se ofrecerán herramientas para trasladar a nuestro día a día y mejorar, así, la salud de manera drástica.

Las entradas de todas las charlas ya están a la venta en la web comocomofestival.com

Víctor Álvarez
Técnico Superior en Dietética