El cuerpo tiene la capacidad de fabricar coenzima Q10, una molécula liposoluble indispensable a la hora de producir energía. Sin embargo, debido al estrés o a malos hábitos como el tabaco, el alcohol, una mala alimentación o el consumo de ciertos fármacos, a menudo no generamos en cantidades suficientes. Es por ello por lo que, si notáis que os falta energía, debéis revisar cómo tenéis los niveles de esta sustancia.

energia, felicidad, libertad

Alimentos como las vísceras de animales de pastoreo (hígado y corazón), el pescado azul y marisco, las verduras de hoja verde, el cacahuete o las nueces contienen Q10, pero a menudo no consumimos suficiente cantidad como para mantener unos niveles adecuados de este compuesto. Por ejemplo, para obtener 100 mg tendríamos que ingerir más de 1,5 kg de sardina al día. Por ello, la opción más eficaz es la suplementación.

Diferencia entre ubiquinona y ubiquinol

Si buscáis suplementos de coenzima Q10, encontraréis dos formatos de presentación: ubiquinona y ubiquinol. La primera es la forma oxidada de la coenzima y, para que el cuerpo pueda utilizarla, debe convertirse en ubiquinol, la forma reducida, antioxidante y activa de la coenzima Q10.

Por ello, y teniendo en cuenta que con la edad disminuye la capacidad del organismo de transformar la ubiquinona en ubiquinol, siempre será mucho mejor tomar suplementos preparados directamente con ubiquinol. Es un formato que se asimila y actúa de forma más rápida y eficaz.

Un buen ejemplo es Quinol10 de Cien por Cien Natural, elaborado con ubiquinol de Kaneka, un sello de buena calidad que cuenta con el apoyo de más de treinta años de historia dentro del mercado de la coenzima Q10, y que está reforzado con zinc, vitamina B1 y vitamina B3, que ayuda a disminuir el cansancio y la fatiga.

Propiedades del ubiquinol

El ubiquinol, más allá de ayudar a producir energía, también ejerce una función antiinflamatoria, neuroprotectora y antioxidante y ayuda a disminuir el riesgo de sufrir patologías asociadas a mitocondrias ineficientes. Por tanto, la coenzima Q10:

  • Ralentiza el proceso de envejecimiento, ya que también actúa como un potente antioxidante.
  • Es necesaria para garantizar que las vitaminas C y E –que también actúan como antioxidantes– se mantienen en el organismo.
  • Mejora la salud cardiovascular, ya que ayuda a combatir los radicales libres y a mantener niveles equilibrados de colesterol LDL y HDL.
  • Estabiliza y fluidifica las membranas, y mejora el flujo de la sangre en el músculo.
  • Mejora la recuperación muscular.
  • Promueve un buen funcionamiento del sistema nervioso y refuerza la función cognitiva. Ejerce un efecto neuroprotector.
  • Mejora la fertilidad.

¿Quién puede beneficiarse del ubiquinol?

Gracias a sus propiedades beneficiosas, el ubiquinol puede ser de gran ayuda para:

  • personas que sufren estrés y que tienen déficit de coenzima Q10;
  • personas con colesterol que toman estatinas, ya que se trata de un medicamento que disminuye los niveles de Q10;
  • deportistas de alto rendimiento;
  • personas que sufren fatiga muscular y fibromialgia;
  • personas que sufren enfermedades degenerativas;
  • personas con síndrome metabólico (obesidad, diabetes o resistencia a la insulina, hipertensión arterial y colesterol alto;
  • personas de más de cuarenta años.

7 alimentos ricos
en colágeno
para mantenerte joven

Te regalamos la GUÍA GRATUITA +
la RECETA de caldo de huesos.

Acepto la política de privacidad