Los que nos dedicamos al binomio alimentación-salud siempre intentamos que las recetas o ideas que proponemos tengan un beneficio para el organismo. A veces también intentamos solventar determinados problemas cuando hay restricciones en la dieta. Últimamente me encuentro casos en los que las harinas de cereales no van bien y hay que cambiar el “chip alimenticio”. Si hay que prescindir de ellas porque nos vamos a encontrar mejor, buscamos alternativas, que hay muchas, pero hoy quería dedicar esta propuesta a los que se han esforzado y han conseguido evitarlas.

El mes pasado ya os planteé una granola libre de cereales y, como ha tenido buena acogida, me animo a hacer otra propuesta: unos muffins hechos con harina de almendras, y obviamente sin gluten. El gluten es la proteína de algunos cereales, como el trigo, la cebada y el centeno, que tiene la capacidad de unir, de “aglutinar” elementos; es decir que hemos de buscar algo que haga esta función para sustituir al gluten. Aquí es donde entran las dos versiones: huevo, que además de ligar la masa enriquece el muffin por el aporte de proteína, entre otros nutrientes; semillas de lino molidas (convertidas en “harina”) que, además de ayudarnos a unir la masa, son una buena ayuda para el tránsito intestinal. El muffin con harina de lino en lugar de huevo es apto para veganos.

Un punto a favor de estos pastelitos es que, a diferencia de los convencionales, no desestabilizan los niveles de azúcar en sangre, ¡son muy nutritivos y muy saciantes!

Se pueden preparar estos muffins el día anterior, por ejemplo, el viernes o el sábado para disfrutarlos a la mañana siguiente y darse un capricho sano.

Propongo una manera diferente de tomar estos muffins: romperlos con las manos en un bol y añadir bebida vegetal al gusto. También se puede enriquecer el bol con semillas de cáñamo trituradas, granos de granada, escamas de coco, o un poco de otra fruta del tiempo.

Muffins de almendra

Para 8 muffins

  • 220 g de harina de almendra
  • 1 sobre de levadura sin fosfatos
  • 2 huevos ecológicos
  • 50 g de azúcar de coco
  • 1 puntita de sal
  • 180 g de leche vegetal
  • 2 cucharadas de aceite de oliva o de coco

Elaboración

  1. Poner en un bol la harina de almendra, la levadura, el azúcar de coco y la sal.
  2. En otro cuenco batir ligeramente los huevos y añadir la leche vegetal y el aceite.
  3. Verter los ingredientes líquidos sobre los secos y mezclar.
  4. Repartir la mezcla en un molde multicavidad forrado con cápsulas de papel para muffins.
  5. Hornear a 170 ºC durante unos 35 minutos. Comprobar que están cocidos introduciendo un palillo; al retirarlo, debe salir sin restos de masa cruda.
  6. Dejar enfriar por completo.

Muffins veganos de almendra

Para 8 muffins

  • 180 g de harina de almendra
  • 1 cucharadita de bicarbonato (6 g)
  • 2 cucharadas de harina de lino (30 g)
  • 50 g de azúcar de coco
  • 1 puntita de sal
  • 180 g de leche vegetal
  • 2 cucharadas de aceite de oliva o de coco
  • 2 cucharaditas (tamaño café) de vinagre de manzana

Elaboración

  1. Poner en un cuenco la harina de lino con la leche vegetal y el vinagre de manzana y dejar reposar unos 15 minutos.
  2. Pasado ese tiempo, añadir el aceite y mezclar.
  3. Poner en un bol la harina de almendra el bicarbonato, el azúcar de coco y la sal.
  4. Verter los ingredientes líquidos sobre los secos y mezclar.
  5. Repartir la mezcla en un molde multicavidad forrado con cápsulas de papel para muffins.
  6. Hornear a 170 ºC durante unos 35 minutos. Comprobar que están cocidos introduciendo un palillo; al retirarlo, debe salir sin restos de masa cruda.
  7. Dejar enfriar por completo.
Adriana Ortemberg
Adriana Ortemberg

Naturópata, escritora de libros de alimentación y vida saludable e instructora de cocina vegetariana