Ingredientes crema

Para 3 personas

  • 600 g de coliflor limpia y cortada a flores
  • 250 g de cebolla seca, cortada a dados
  • 120 g de castañas cocidas*
  • 100 g de chirivía, cortada a dados
  • 60 ml de agua de mar
  • Aceite de oliva
  • Agua mineral
  • 3 huevos

*Se pueden comprar ya cocidas o bien hervirlas 20 minutos (previamente se debe hacer un corte en medio de la castaña), dejar enfriar un poco y pelar enseguida: resulta mucho más fácil quitar la piel.

Guarniciones

  • Semillas de amapola
  • Aceite de oliva
  • Brotes de rúcula
  • Castaña picada
  • Pimienta recién molida

Preparación

  1. Poner a calentar 1 c.s. de aceite de oliva en una cazuela; agregar la cebolla y saltear con una pizca de sal durante unos 4-5 minutos. Si hace falta, añadir agua mineral para evitar que se queme.
  2. Añadir la coliflor, la chirivía, el agua de mar y agua mineral hasta cubrir solo 1/3 de las verduras. Hervir a fuego medio y tapado durante 15-20 minutos o hasta que las verduras estén bien tiernas.
  3. Batir junto con las castañas cocidas y peladas hasta conseguir una textura fina y cremosa. Si hace falta, ajustar la textura con más agua mineral.
  4. Volver a poner la crema en la cazuela y llevar a ebullición con cuidado de no salpicarse. Bajar el fuego y añadir las claras. Remover enérgicamente hasta que salgan unos hilos blancos, que indican que ya están cocidas las claras.
  5. Servir la crema bien caliente con las guarniciones y la yema de huevo encima. Dejar reposar 2 minutos para que el mismo calor de la crema cueza ligeramente la yema.**

**Tomar la yema poco cocida es la mejor forma de comerla; así evitamos que se oxide el colesterol.

 

Cristina Manyer

Coach de salud y profesora de cocina saludable y terapéutica