Intolerancia a la fructosa

La intolerancia a la fructosa se trata de un defecto en la absorción de la fructosa producido por un déficit de transportadores al interior de la célula.

Provoca una fermentación de la fructosa por las bacterias intestinales, diarrea, gases y SIBO en intestino delgado.

Tratamiento

  • Dieta baja en fructosa
  • Dieta baja en FODMAPs (carbohidratos fermentables de cadena corta)