Cuando empezamos a comer saludable y a cambiar los hábitos de vida y consumo, a menudo tenemos que reinventar recetas que antes solíamos preparar, sobre todo en el ámbito de la pastelería.

¿Cómo podemos sustituir…?

El azúcar blanco, la mantequilla o los huevos son ingredientes de repostería tradicional fácilmente sustituibles

  • El azúcar blanco: para endulzar nuestras preparaciones siempre podemos optar por fruta fresca, como el plátano o la compota de manzana, o fruta deshidratada como los dátiles, los orejones, las ciruelas o las pasas; alimentos que aportan dulzura de forma natural.

La estevia también puede ser una buena opción y, ocasionalmente, también podemos utilizar endulzantes como la miel cruda o el azúcar de coco, que tiene un índice glucémico más bajo.

  • La harina blanca: lo ideal es optar por harinas de cereales integrales como la avena, la espelta, el arroz, la quinua o el trigo sarraceno. Otra opción es elegir harinas que no sean de cereales, como la de almendra, tapioca o chufa.
  • La mantequilla: el aceite de coco virgen extra puede resultar un gran sustituto de la mantequilla en recetas de pastelería. Es una grasa saludable con una consistencia muy similar a la mantequilla, aguanta temperaturas elevadas y, además, aporta un sabor dulce a las preparaciones.

Otra opción también pueden ser las cremas de frutos secos, como la de cacahuete o la de sésamo (tahina). Son cremas nutritivas que, además de aportar textura, también añaden un plus en nutrientes.

  • La leche de vaca: hoy en día encontramos muchos tipos de leche vegetal que podemos utilizar para sustituir la leche animal. Las hay de avena, arroz, almendra, coco, sésamo, quinua y otros tipos de frutos secos y cereales. La leche de coco o de almendra son ideales a la hora de preparar dulces, ya que suelen combinar muy bien con todo tipo de ingredientes.

Otra opción también válida es sustituir la leche por agua de coco. De esta manera obtendremos un resultado mucho más fresco.

La clave es elegir siempre ingredientes naturales que sean o provengan de alimentos de verdad, y evitar cualquier producto procesado. Así podremos disfrutar de dulces sanos que no solo nos saciarán, sino que también nos nutrirán, ya que aportan grasas de calidad, hidratos de carbono complejos, proteínas, vitaminas y minerales.

Aquí os dejamos un ejemplo de tartaletas saludables:

Tartaletas crudiveganas de cacahuete y chocolate

Para la base:

  • 150 g de harina de almendras
  • 50 g de aceite de coco virgen extra The Elements
  • 3 cucharadas de azúcar de coco The Elements
  • 2 cucharadas de cacao puro en polvo
  • vainilla en polvo

Para el relleno:

  • 250 g de crema de cacahuete The Elements
  • 50 g de aceite de coco virgen extra The Elements
  • 1 cucharadita de azúcar de coco The Elements

Para el chocolate:

  • 50 g de chocolate negro del 85%

Elaboración

  1. Engrasar cuatro moldes de tartaletas, que sean desmontables, con aceite de coco virgen extra.
  2. Deshacer el aceite de coco para la base al baño maría.
  3. En un procesador de alimentos, triturar todos los ingredientes para la base hasta formar una masa pegajosa.
  4. Volcar la masa en los diferentes moldes y presionar con los dedos para formar la base. Debe cubrir el fondo y parte de las paredes de los moldes. Reservar en la nevera.
  5. Deshacer el aceite de coco para el relleno al baño maría.
  6. En un procesador de alimentos, mezclar la crema de cacahuete con el aceite de coco derretido y el azúcar de coco. Verter el relleno por encima de las bases y volver a reservar en la nevera.
  7. Deshacer el chocolate negro al baño maría.
  8. Decorar las tartaletas con el chocolate negro deshecho por encima.
  9. Reservar las tartaletas en la nevera durante 1 hora antes de consumir.

Gina Estapé

Dietista, creadora del blog myhealthybitesblog.com y graduada en publicidad y relaciones públicas

Gina Estapé

Ahora puedes pedir cita con
Gina Estapé en La Consulta de Soy
936 338 063 Correo electrónico