snack-sarraceno-manzana-canela-3

Creo que llegados a este punto ha quedado claro el amor rotundo que le tengo al trigo sarracen. Y es que este pseudocereal, además de ser una fuente óptima de proteínas y estar libre de gluten, es de los ingredientes más versátiles que tenemos.

En esta ocasión vamos a hacer unas galletas crujientes de manzana y canela, sin nada de azúcar añadido y con el trigo sarraceno germinado, de manera que está predigerido, es decir, que sus almidones son más fáciles de absorber, su calidad enzimática se multiplica y además tiene un efecto alcalinizante en nuestro organismo.

Azúcar no le añadiremos porque gracias a la deshidratación, el azúcar contenido de forma natural en la manzana se concentrará y dará el toque justo de dulzor. Eso sí, si en casa tenéis un paladar dulce y deseáis añadir algo más, podéis optar por unas pasas trituradas o un par de dátiles junto a la manzana.

Cierto que, aunque esta receta es muy fácil de hacer y a penas requiere de ingredientes, pide algo de previsión y tiempo de deshidratado, ¡pero el esfuerzo merece la pena! Germinar el trigo sarraceno es muy fácil, ya que germina muy rápido y es una actividad ideal para hacer con niños, a los que luego les encantará comerse un snack hecho por ellos. Con un poco de leche vegetal a modo de muesli les va a encantar.

La receta

  • Cantidad: unos 300 g
  • Tiempo: 15 min preparación + 16 horas deshidratado
  • Utensilios: batidora + deshidratadora

Ingredientes:

  • 1 T de trigo sarraceno
  • 1’5 T de puré de manzana crudo (se necesitan unas 4-5 manzanas)
  • 1 manzana pelada y troceada
  • 2 c de canela de Ceylán

snack-sarraceno-manzana-canela-TXT-CASTsnack-sarraceno-manzana-canela-1Preparación:

  1. Poner el trigo sarraceno a remojo una hora, pasado ese rato, escurrir y dejar en un colador para que empiece a germinar. Hay que remojarlo unas 3 veces al día y tardará unas 24 o 48 horas en germinar (dependiendo de la temperatura ambiente). Cuando le empiece a salir el tallo estará listo para su uso.
  1. Pelar todas las manzanas y quitar las semillas, trocear una en trozos similares. Reservar. Triturar las otras manzanas en la batidora hasta obtener un puré.
  1. Mezclar el trigo sarraceno, el puré de manzana, los trozos de manzana y la canela en un bol y extender de forma compacta sobre una hoja de teflex. Llevar a deshidratar 8 horas a 42 °C, pasado ese rato dar la vuelta (con la ayuda de otra de las bandejas de la deshidratadora) y deshidratar 8 h más o hasta que esté crujiente.
  1. Guardar en un frasco de cristal dentro de la nevera hasta una semana.

 

Elka Mocker
Elka Mocker

Health coach nutricional, creadora de recetas y del blog LalaKitchen.com
Promotora de una alimentación y estilo de vida saludables