celulitis-475La dieta tiene un papel relevante tanto en la prevención de la celulitis como en la mejora de la circulación sanguínea. Por eso, lo primero que debemos hacer es evitar consumir sustancias tóxicas para el organismo. Además, también interesa utilizar una serie de cosméticos que ayuden a mejorar la calidad y textura de la piel. A continuación os proponemos una serie de pasos… Eso sí, esto son únicamente pautas básicas. Cabe recordar que cada persona es un mundo y los tratamientos anticelulíticos no afectan por igual a cada persona.

Primero: preparar la piel con un exfoliante natural

El exfoliante corporal prepara la piel para que pueda beneficiarse de los tratamientos posteriores. La exfoliación elimina las células muertas, activa la renovación celular y potencia los efectos de los otros cosméticos naturales. Un ejemplo de exfoliante puede ser la sal de laminaria de Essential Arôms. Es recomendable aplicar el exfoliante una vez por semana con masajes circulares suaves para ayudar a activar la circulación.

Segundo: hacer un masaje

El masaje activa la circulación sanguínea, relaja el tejido conjuntivo y ayuda a deshacer los nódulos de grasa al mismo tiempo que estimula la circulación linfática. Dedicar cinco minutos al día a hacer un masaje con un guante de crin. Hacer movimientos circulares y en dirección hacia el corazón. Después aplicar la crema –como la de algas de Essential Arôms– o el aceite anticelulítico –el de abedul de Weleda, por ejemplo– haciendo un suave masaje con movimientos circulares. Hacer un masaje regular con un aceite anticelulítico o con una crema anticelulítica devuelve elasticidad y firmeza a la piel.

Tercero: realizar ejercicio

El ejercicio físico diario tiene un papel fundamental a la hora de prevenir y de reducir la piel de naranja. Es básico para mantener el sistema circulatorio en buen estado, favorecer el sistema linfático y eliminar toxinas. Si caemos en el sedentarismo, la circulación sanguínea no trabaja lo suficiente, y también favorecemos que el organismo acumule toxinas.

Cuarto: respirar

Respirar correctamente favorece la oxigenación de todos los tejidos. Por eso recomendamos la práctica de ejercicios de respiración, ya sea a través del yoga, del tai-chi o de otras disciplinas que ayuden a tomar conciencia de la respiración.

Los aceites esenciales que ayudan a activar la zona en la que se acumula más grasa

A la hora de buscar una crema anticelulítica, hay que mirar que contenga aceites vegetales de primera presión en frío de sésamo, macadamia, girasol, por ejemplo, mezclados con aceites esenciales que favorezcan la activación de la circulación y que ayuden a limpiar, como pueden ser los de pomelo o de ciprés, que potencian el efecto tonificante de la crema.

Cada caso es un mundo

Todo lo que hemos comentado es una pauta básica, sin embargo, tal y como nos advierte Francina del centro Holistic Experience, cada persona es un mundo, y los tratamientos anticelulíticos son únicos para cada persona. Francina nos cuenta el caso de Ivette, que no es típico porque la celulitis que tiene no está asociada con la obesidad. Además, es deportista, pero tiene problemas circulatorios que le vienen de familia y a menudo se nota las piernas pesadas e incluso doloridas. Tenía una celulitis incipiente al empezar el tratamiento, y su objetivo era parar el avance de la piel de naranja: primero le hicieron un cuestionario exhaustivo para detectar los puntos débiles de sus hábitos de vida. Era una persona muy nerviosa, comía mal, y el deporte que practicaba era muy intenso cardiovascularmente, pero no favorecía la circulación de retorno. A partir de ahí, le sugirieron modificar algunos hábitos: evitar los azúcares, sal y grasas saturadas. Después, para ayudar a eliminar el exceso de toxinas y mejorar la circulación, le recomendaron un suplemento fitoterápico de castaño de Indias, colmena y abedul. Planificaron un tratamiento inicial de choque para mejorar el malestar en las extremidades inferiores y, al cabo de dos meses, siguieron con un mantenimiento regular más espaciado.

El tratamiento de cabina consistió en sesiones combinadas de masaje antiestrés, masaje circulatorio y drenante, vendas frías, arcillas con principios activos naturales (aceites esenciales bio, extractos de plantas medicinales…), y tratamiento de la piel con cremas y aceites naturales, hechos a medida para ella. Además, practicó ejercicios de tonificación en casa, cada día utilizó los guantes de crin para activar la circulación de las piernas y se aplicó gel frío con aceites esenciales que le prepararon en el centro para activar la circulación y mejorar el estado de la piel. Gracias a la constancia y fuerza de voluntad dejó de tener molestias en las piernas, y la celulitis se le fue poco a poco. Lo más importante es que ella se sintió más ligera y vio que la celulitis fue la excusa para mejorar hábitos de vida.

Jordina Casademunt

Nutricionista

    @jordinacasa
Jordina Casademunt

Ahora puedes pedir cita con
Jordina Casademunt en La Consulta de Soy
936 338 063 Correo electrónico